BASTARD GRAVE «What Lies Beyond»

Primer álbum de esta banda escandinava, concretamente de la ciudad sueca de Helsinborg. Como muchos os podréis imaginar, no, no hacen precisamente Pop. De hecho empieza a ser sospechoso el hecho de que casi todas las bandas de Death Metal procedentes de la fría Suecia suenen igual. ¿Deberíamos considerar el Swedish Death Metal como el flamenco sueco? A saber, pero eso no toca debatirlo ahora.

Como bien acabo de decir, “What Lies Beyond” es su primer larga duración, y es que estamos ante una banda realmente joven. Creados en el 2012 y con una demo en formato casete titulada “Unmarked Grave” la cual podéis escuchar en su Bandcamp. Y en cuanto a su primer larga duración…bueno, creo que no se puede decir gran cosa, al menos cosas nuevas, porque acerca de este estilo se ha dicho mucho ya, y más en los últimos tres años. BASTARD GRAVE no ofrece absolutamente nada especial, nada nuevo. Sus influencias os van a quedar bien claras desde el primer segundo de reproducción, tanto por el sonido como por sus riffs, estructura, etc. GRAVE, ENTOMBED… y sobretodo, pero mucho, DISMEMBER. El parecido en ocasiones con estas leyendas del Death Metal, no solo a nivel sueco sino a nivel mundial, es realmente mosqueante en ocasiones. El tema con el que abren el disco “From the Depths” tiene partes calcaditas a “Override of the Overture” y le sigue “Doomed to Stay” cuyo riff inicial me recuerda rabiosamente a “Bleed For Me”. A ratos pueden llegar a sonar en unos ENTOMBED de la época del “Wolverine Blues”, ligeramente solo, pero en definitiva, está claro de qué fuente beben sus influencias. Y mira que el disco tiene un sonido espectacular; brutal, denso, natural… tiene mucha pegada sin duda, pero sus temas están faltos de carisma. Por supuesto que son pegadizos, pero no por el tema en sí, es magnetismo de este estilo dentro del Death Metal cuyos riffs ya atraen por sí mismos. Sinceramente no podría destacar a BASTARD GRAVE por encima de ninguna de las decenas de bandas surgidas en los últimos cinco años luciendo el estandarte del metal “made in” Estocolmo en la década de los 90.

En definitiva, un disco correcto, con temas bien hechos, con buenos músicos y un sonido espectacular. Pero carente de toda seña de identidad que no los distingue de ninguna de las muchas bandas actuales tocando el mismo estilo. A pesar de ello, es su primer álbum y es una banda muy joven, con lo que aun tienen mucho camino por delante y se trata de eso, de mejorar disco tras disco. La calidad como músicos la tienen, solo les falta encontrar su propio camino y su seña de identidad. Si quieres 41 minutos de Death Metal sueco, sin más, escucha este disco, es probable que sacie tus ansias. Si quieres algo más… es posible que te suena un poco al montón.

Número de visitas: (185)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Portal de música extrema del sello Xtreem Music