COFFINS «The Fleshland»

Al hablar de COFFINS, después de diecisiete años de prolífica carrera (con tres álbumes, quince discos compartidos y varios EPs a sus espaldas), casi sobran las presentaciones, siendo, junto a los black/thrashers SABBAT, los doomers CHURCH OF MISERY o los grinders UNHOLY GRAVE, de las pocas bandas destacadas dentro del metal extremo japonés. En Julio editaban, a través de Relapse Records, el que supone su cuarto disco de larga duración, «The Fleshland», donde por supuesto continúan practicando un Death/Doom grueso y podrido, de la escuela de los maestros ASPHYX o AUTOPSY.

El trabajo realizado en este álbum es bastante bueno. Los temas están bien elaborados, tanto compositivamente como en ejecución. Comienza con «Here Comes Perdition» y «Hellbringer», dos canciones de Death Metal veloz y machacón, cambiando abruptamente con «The Colosal Hole», corte de compases lentos pero muy intensos, para mí la más destacada. A partir de entonces, a lo largo del resto del disco, continúan alternando estas dos facetas que tan adecuadamente se mezclan cuando se dan la mano el Doom y el Death Metal.

En cuanto a la producción, realizada por el propio guitarrista del grupo Bungo Uchino, es muy correcta, confiere al trabajo ese sonido grave y denso que se espera en este tipo de música, pero lo suficientemente nítido para no perder detalle en la escucha.

Muy buena portada también, realizada por Chris Moyen, que ya plasmó su reconocible estilo a anteriores trabajos de COFFINS, entre muchísimos otros.

En definitiva, «The Fleshland» es un trabajo de calidad, tal vez no posee la pegada que tuvieron sus dos aclamados primeros discos («Mortuary in Darkness» y «The Other Side of Blasphemy»), pero si eres un seguidor del Death/Doom primitivo y cavernoso, dale un par de escuchas, no te va a defraudar.

Número de visitas: (532)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Portal de música extrema del sello Xtreem Music