TEMPLE OF BAAL “Verses of Fire”

TEMPLE OF BAAL (fra) Album Cover TEMPLE OF BAAL (fra)
Verses of Fire
Roberto Revert [Eto]
Black/Death Metal
Agonia Records
2013
CD
facebook.com/pages/Temple-Of-Baal/20135072962
8


01. Το Aστέρι 418
02. Bloodangel
03. Arcana Silentium
04. The 10th Aethyr
05. Gates of Death
06. Gnosis of Fire
07. Golden Wings of Azazel
08. Lord of the Raging Seas
09. Serpens Luminis
10. Walls of Fire

 

Verses of Fire” supone el cuarto disco de larga duración de los black/deathmetaleros franceses TEMPLE OF BAAL y, si tengo que meterme en comparaciones con los tres anteriores, pues la verdad es que es algo que no puedo hacer, más que nada porque no los he escuchado, jajaja, pero lo que sí que puedo decir es que el cuarto opus de estos franchutes está la mar de bien.

Como acabo de decir, TEMPLE OF BAAL es un grupo de Black/Death Metal, pero no de aquel heredero de BLASPHEMY y hordas semejantes, sino más bien de aquel otro que conjuga en una misma música los elementos más clásicos que siempre han caracterizado a ambos géneros, con ese regustillo Thrash en muchas de sus composiciones que suele ser inherente a la mayoría de bandas clasificadas dentro de este estilo, y que en “Verses of Fire” podemos ver plasmado en temas como “Bloodangel”, “Gates of Death” o “Golden Wings of Azazel”. Quizás sería en este último donde los elementos slayerianos se pueden percibir más claramente, y donde encontramos muchos ritmos de batería y riffs de guitarra que nos traen a la mente al grupo creador del “Reign in Blood”. Incluso hay un grito de Amduscias, vocalista y guitarrista de la banda, ya hacia el final del tema, que es puro Tom Araya.

Y ya que estamos hablando de ritmos de batería y riffs de guitarra, pues no estaría de más hablar un poco sobre el trabajo desarrollado por Skvm (batería) y Amduscias y Saroth (guitarristas) en este cuarto trabajo completo de TEMPLE OF BAAL. Y es que, a pesar de los sesentaiún minutazos que dura el disco, este no se hace pesado ni empalagoso en absolutamente ningún momento, y esto quizás se deba en muy buena parte a la variedad instrumental de la que hacen gala cada uno de los músicos de la banda. Buen batería este tal Skvm, sabiendo en todo momento cómo construir del modo más acertado y preciso posible las partes más a medio tiempo (con una muy buena alternancia del doble bombo), así como intercalarlas con las partes más puramente blastbeateras e incluso con los clásicos “tupatupas” que nunca pueden faltar en un género como el practicado por TEMPLE OF BAAL.

El trabajo de Amduscias y Saroth a las guitarras también es francamente notable, con riffs afilados pero intensos, cortantes pero contundentes, sazonados con unos solos de guitarra de escuela azagthothiana francamente buenos (además, se nota también, quizás no en su sonido pero sí en su ejecución, que estos tíos son unos veteranos que han mamado de JUDAS PRIEST, IRON MAIDEN y SAXON desde pequeñitos). Arkdaemon, bajista del grupo, le da por su parte, sin alardes, el empaque necesario que necesita la sección rítmica del grupo. No es un bajista que se salga en demasía de las directrices marcadas por las guitarras, pero vaya, lo que hace lo hace de puta madre, y es que estos temas no son precisamente fáciles de tocar.

Y si la variedad que ofrecen los instrumentistas es tal y como he dicho, la de las canciones en sí no podría ser de otra manera. Temas largos (algunos incluso divididos en varias secciones, como la inicial “Το Aστέρι 418”, “Arcana Silentium”, “Gnosis of Fire” o la final “Walls of Fire”, que se alarga hasta los diez minutos) combinados con otros de duración más estándar (como podrían ser “Bloodangel”, “Gates of Death”, “Golden Wings of Azazel” o “Lord of the Raging Seas”), pero ni unos ni otros duran lo que duran ni han sido metidos en el disco porque sí. A pesar de la extensión de este trabajo, aquí no hay material de relleno, nada que parezca que haya sido compuesto a medio gas o embutido a la fuerza para alargar su duración. Personalmente, a mí son precisamente esos temas de duración más estándar los que más dura me la ponen, pero, por ejemplo, “Gnosis of Fire” se alarga hasta los siete minutos y también me la pone bien morcillona (pero bueno, esto en el fondo no deja de ser una cuestión meramente personal y subjetiva). En todo caso, sean canciones más largas o más cortas, todas ellas están construidas sin fisuras y están repletas de riffs de guitarra y estribillos muy pegadizos que, al menos en mi caso, siempre son de agradecer.

Esto es, grosso modo, lo que TEMPLE OF BAAL ofrecen en “Verses of Fire”. Como ya he dicho, no puedo entrar en comparaciones sobre si este disco es el mejor de su carrera o si, por el contrario, está por debajo de los anteriores. Lo único que os puedo decir es que, si os mola el rollo Black/Death de grupos como BELPHEGOR, ARKHON INFAUSTUS, sus compatriotas BLOODY SIGN y demás (todo ello combinado con las características principales de aquellos a los que podríamos considerar los “gigantes” del Death y el Black Metal, como los dioses MORBID ANGEL), dudo mucho que este disco os vaya a defraudar. Un trabajo notabilísimo y musicalmente impecable, se mire por donde se mire.

Y por cierto, un consejo para todas aquellas bandas de Metal Extremo que fracasan a la hora de meter voces limpias. Fijaos un poco en cómo lo hacen estos TEMPLE OF BAAL en canciones como “Arcana Silentium”, “The 10th Aethyr” o “Gnosis of Fire”, ¿vale? Así a ver si os dais cuenta de que, a la hora de meter una voz no gutural, no tenéis por qué perder fuerza y/o potencia o parecer mariconas en celo en la mayoría de ocasiones. Os lo digo con amor (no homosexual).

Número de visitas: (430)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Portal de música extrema del sello Xtreem Music